Julia Sáez-Angulo, miembro de la AECA y AICA, quizá nuestra compañera más activa y participativa, ha sido distinguida por el Club Nueva Sociedad con el Premio Dámaso Alonso, simbolizado con una escultura realizada por Tonia, que se le entregó a lo largo de una comida.

El acto tuvo lugar en un conocido restaurante madrileño, en el que se congregaron decenas de amigos de Julia, presidido por Emilio Jorrín y Matías Díaz Padrón. La laudatio, la exposición de motivos que la hacen acreedora a este reconocimiento, fue pronunciada por el Dr. Uña Juarez, quién conjuntó en su alocución muchas lecciones, de historia, de pensamiento, de políglota, de poeta, de sabiduría prístina y clara.

Octavio Uña, multicatedrático, poliprofesor, poeta, pensador, polisémico, sobrado, mantuvo un nivel intelectual de altura, tan necesario en esta sociedad depauperada por la egestad del contenido de las cabezas de nuestros conciudadanos. El Dr. Uña, que nos puso al día de toda la cultura clásica que atesora, no dejó de referir las cualidades y calidades de Julia Sáez-Angulo, escritora y agitadora cultural, autora de excelentes libros de poemas, con Criaturas del tiempo y la memoria a la cabeza.

Julia, con el ascetismo que la caracteriza, agradeció le intervención de Octavio Uña y dio las gracias por la distinción y por el acompañamiento en ese acto de entrega, con el aplauso unánime de los concurrentes. Mención especial, por su trabajo de organización, para María Guía Boix y Mariano Ozores.

Entre los asistentes, además de los citados: Antonio Domínguez Rey, catedrático y poeta; la arquitecta Marta Buenaventura, Maribel y Benito de Diego, Peter Wall, Linda de Sousa, Juan Jiménez, Carmen Valero, Lola Gallardo, Soledad Fernández, Ana Muñoz, Manuel Quiroga Clérigo, Amparo Ayllón....

En Cervantes y la invención del Quijote, 1930, conferencia en Lyceum (Club femenino español), afirma Manuel Azaña: “Tengo la pretensión de que la verdadera vida de un escritor está en sus obras, y en Cervantes, todo lo que se puede y conviene conocer destella en el Quijote”. No fue Octavio Paz el primer impulsor de esta idea, sino Azaña. Y siguiendo sus divinas enseñanzas sintetizo que no hay mayor homenaje, entonces, para un autor que leer sus obras ¡Pues, contestes, leamos a Julia Sáez-Angulo, Premio Dámaso Alonso!

 

                                                                                                                   Tomás Paredes

                                                                                                   Presidente de AICA Spain

VISITAS AECA

2731811
Hoy
Ayer
Esta semana
Última semana
Este mes
El pasado mes
Total
504
1032
9634
2701395
32237
51347
2731811
DMC Firewall is a Joomla Security extension!