Julia Sáez-Angulo

 

24/5/19 .- Madrid .-  El poeta y crítico de arte Luis Hernández del Pozo (Ciudad Rodrigo, Salamanca, 1926 – Granada, 2014) ha sido objeto de un homenaje por la Asociación Madrileña de Críticos de Arte, AMCA, por medio de una conferencia del también poeta y critico de arte Benito de Diego, buen amigo del homenajeado. En el mismo acto tuvo lugar la entrega de un busto con la cabeza del poeta, esculpido por Mercedes Ballesteros y entregado a la viuda Mari Carmen Sánchez Aparicio.

            El evento, en presencia de los hijos del homenajeado, ha tenido lugar en la Asociación Española de Pintores y Escultores, AEPE y fue presida por Esther Plaza, presidenta de la Asociación Madrileña de Críticos de Arte, AMCA, Tomás Paredes, presidente de AECA, y José Gabriel Astudillo, presidente de AEPE. Un numeroso público de críticos de arte y artistas estuvo presente en el homenaje.

            Con esta conferencia sobre el crítico de arte homenajeado, se inicia un ciclo de conferencias sobre críticos de arte, organizada por AMCA, que continuará el próximo mes de octubre de 2019 en el Retiro Biblioteca Eugenio Trías.

            Tomás Paredes hizo la presentación del conferenciante Benito de Diego y esté hablo desde el lado afectivo del amigo sobre Luis Hernández del Pozo, poeta animador de la tertulia de San Antón y se refirió a sus múltiples colaboraciones en revistas y periódicos, así como configurador de la colección poética Arbolé. Entre sus libros más destacados: Toledo en el recuerdo (1979); Al calor de la piedra (1992); De viajes y violaciones (1993); Paisajes con figuras. En el Valle del Cauca (1998)...

 

            El conferenciante recordó la amistad de Hernández del Pozo con el poeta Luis López Anglada, maestro del soneto, así como su devoción por el Cristo de los Gitanos del Albaicín de Granada, para donde pidió en su momento obra a numerosos artistas, que donaran pintura y escultura para ayudar a la Cofradía del Sacromonte.

            Hernández del Pozo encontró en la poesía el cauce de expresión de su personalidad. Fue un hombre prolífico en hijos, siete en total, y en libros. Su vida militar y literaria lo fue en paralelo.

            El homenaje terminó con la lectura poética de los versos de Luis Hernández del Pozo en la voz de su hijo allí presente.

VISITAS AECA

2812926
Hoy
Ayer
Esta semana
Última semana
Este mes
El pasado mes
Total
1599
452
2051
2797282
22758
42587
2812926
Our website is protected by DMC Firewall!